Milei monitoreó la marcha de la CGT desde la quinta de Olivos y recibe a Patricia Bullrich

Milei monitoreó la marcha de la CGT desde la quinta de Olivos y recibe a Patricia Bullrich

Loading

Mientras se realizó la manifestación frente al Congreso el Presidente mantuvo intacto su cronograma semanal, que incluye quedarse en la residencia oficial los miércoles. La ministra de Seguridad estuvo en el centro de monitoreo de la Federal y le presenta un informe al jefe de Estado.

Después del triunfo a medias que logró Javier Milei en el Congreso, con el dictamen con disidencias para la modificada ley Ómnibus, el Presidente monitorea el paro de la CGT desde Olivos, y recibirá a la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich para informarse sobre el desarrollo del protocolo antipiquetes en la manifestación contra el Gobierno. El encuentro será otra muestra de sintonía entre el Presidente y su ministra de perfil más alto, que hizo tres apariciones públicas en las últimas 24 horas destinadas a chocar con los gremios y los partidos que acompañan la medida de fuerza que el vocero presidencial, Manuel Adorni, consideró esta mañana “una marcha política”.

Esta vez, Milei no acompañó a su ministra en el comando unificado como en la primera marcha piquetera, el 20 de diciembre, donde estuvo la funcionaria en las primeras horas de la tarde, pero la recibirá desde las 17 en la residencia presidencial, donde se queda los días que no hay reunión de Gabinete. El primer mandatario mantuvo intacta su agenda habitual, que incluye la continuidad de las negociaciones con la oposición para sumar apoyos para la ley “Bases”, en una muestra de relativa indiferencia frente a la masiva medida.

“Esto nos sirve más a nosotros que a los gremios. Son un digno rival, con muy mala imagen, y salen a 45 días de la toma de mando. Y la marcha se politizó mucho, con Axel (Kicillof) ahí. Nos dan una mano con esto”, dijeron en la Casa Rosada poco antes del discurso de los líderes cegetistas, que tuvo lugar a las 15.

Leer mas  Nuevo aumento para Bancarios: los sueldos se elevarán por arriba de $ 1 millón 

La estrategia política del Gobierno frente a la huelga y la manifestación no es sólo defensiva, sino de planificada confrontación. Milei decidió usar el paro para reforzar el mensaje de la campaña que sostiene en la gestión, que divide conceptualmente al país está entre aquellos que quieren “continuar en la decadencia”, y los “argentinos de bien”, es decir, todos aquellos que apoyan el DNU de desregulación de la economía, la reforma laboral, y la extensa y polémica ley Ómnibus.

En la misma línea, esta mañana la canciller Diana Mondino dijo que el paro es convocado por “la oligarquía de millonarios con autos blindados y chofer”, y el ministro de Economía, Luis Caputo, lo relacionó con los “privilegios” vinculados con la política, y cuestionó que el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, se sume a la medida de fuerza. “Tiene que cumplir la ley, no violarla”, deslizó. El ministro se encontraba en la sede de Hacienda y no tenía previsto visitar a Milei hoy, pero trabajaba en privado para forzar la aplicación de todas las reformas que impulsa el Gobierno en el Congreso. Por caso, estuvo reunido con el secretario de Hacienda y la subsecretaria de Provincias para delinear todas las partidas provinciales que se recortarán “inmediatamente“ si alguno de los artículos económicos es rechazado, como reveló en su cuenta de Twitter esta tarde. “No es una amenaza, es la confirmación que vamos a cumplir con el mandato que nos han dado la mayoría de los argentinos de equilibrar las cuentas fiscales para terminar con décadas de inflación y flagelo económico”, justificó el ex secretario de Finanzas de Mauricio Macri. Y ratificó así la linea que había marcado ayer Adorni en su conferencia de prensa matinal contra los gobernadores críticos de los capítulos del ajuste que perjudican las cuentas provinciales.

Leer mas  Gerardo Zamora anunció un bono de $400 mil para los trabajadores públicos de Santiago del Estero

Mientras tanto, Guillermo Francos, titular de Interior, estaba en la Casa Rosada sin agenda, dedicado a sumar consensos en privado para el debate en el recinto del dictamen para el proyecto reformado de la ley “Bases” que salió anoche con disidencias de un sector de PRO. En paralelo al monitoreo de la protesta, Milei estaba en comunicación con el ministro y con Martín Menem, presidente de la Cámara de Diputados, para evitar perder más voluntades legislativas, sobre todo en el capítulo de las jubilaciones y las retenciones, que los amarillos no están dispuestos a apoyar, al igual que los gobernadores radicales, con el santafecino Maximiliano Pullaro a la cabeza, y varios de los peronistas disidentes que responden a Miguel Pichetto.

Mientras tanto, entre el comando unificado y la sede de Seguridad, en Recoleta, seguían de cerca el desarrollo de la marcha, en comunicación con la Policía Metropolitana que controla el ministro de Jorge Macri, Waldo Wolff, diputado de PRO devenido en funcionario porteño con ideas afines a las de la administración de Milei.

Los líderes cegetistas, en tanto, dejaron trascender con antelación a Infobae algunas líneas del documento que leerán a las 15. “Ninguna crisis puede ser la oportunidad para arrasar con los derechos fundamentales de todos los argentinos” es una de las frases incluidas en la explicación sobre el primer paro general contra los libertarios. “Las sociedades se transforman con diálogo y consenso -afirma el texto de la CGT-. En cada sector social, económico y productivo hay interlocutores legítimos para ofrecer opiniones valederas, no se pueden imponer cambios de semejante envergadura y de tan variada temática en plazos perentorios bajo amenaza de sufrir consecuencias económicas más severas aún”.

Leer mas  Cierre de campaña en todo el país: los candidatos presidenciales encabezarán múltiples actos